miércoles , noviembre 14 2018
Inicio / Ahorro y Salud / Cara y sello de la Reforma de Pensiones

Cara y sello de la Reforma de Pensiones

Heap of coins and retro clock, retirement concept

El gobierno afirmó que seguirán las reuniones para afinar los últimos detalles de lo que será uno de los proyectos más importantes y que más va a dar que hablar en este segundo gobierno del Presidente Sebastián Piñera: La Reforma de Pensiones.

Principales medidas anunciadas

Para el reportaje contactamos con la Superintendencia de Pensiones, quien nos señaló que, aunque todavía es un proyecto en el que se está trabajando, en lo sustantivo contiene medidas que buscan mejorar las pensiones de la población más vulnerable del país, lo cual se expresará principalmente a través del aumento de los beneficios y de un incremento del 42% en el aporte fiscal al Pilar Solidario. 

Para ellos este aumento de los recursos, que irán a financiar beneficios diferenciados por edad, tiene como objetivo elevar la PBS entre un 10% y 50% e incrementar el APS entre 30% y 150%. Esto implicaría beneficios para cerca de 1,4 millones de pensionados, tal como señaló el ministro del Trabajo.

Además, se aumentará la tasa de cotización individual obligatoria en cuatro puntos porcentuales con cargo del empleador y se incluirán una serie de disposiciones que apuntan a incentivar la postergación voluntaria de la edad de pensión; con esto se espera mejorar la liquidez de los afiliados que efectúen los retiros.

En nuestra opinión, es importante mejorar las pensiones no solo de la población más vulnerable. Por eso, el proyecto también contempla diversas medidas que apuntan a mejorar los montos de afiliados de clase media que se pagarán en el futuro, así como aquellas que se encuentran en régimen de pago”, aseguran desde la Superintendencia.

Expertos que apoyan la Reforma de Pensiones

En general, los cuatro ejes sobre los que se basa la nueva propuesta previsional son:

  • Mejorar las pensiones actuales,
  • Mejorar los montos de las futuras pensiones a través de incentivos a la clase media o el cuidado a la tercera edad.
  • Mejorar las competencias al sistema previsional e integrar nuevos actores al sistema actual.

La directora del Colegio de Corredores de Seguros y Asesores Previsionales, María Elena Aravena, cree que el proyecto quiere mejorar la educación previsional y las pensiones de todos los sectores, al estar en un sistema de capitalización individual, con medidas como el poder ahorrar, obligatoriamente, las cuentas de ahorro, la previsional colectiva y un bono de clase media o el Ahorro Previsional Voluntario (APV).

Además, destaca la importancia de los Asesores Previsionales, que son profesionales que ayudan al afiliado durante la vida activa, orientan y enseñan a tomar una buena selección de modalidad de pensión. Estos trabajan con las AFP y Compañías de Seguros, son fiscalizadas por ambas superintendencias (SAFP Y CMF) y llegan a todas las clases sociales de Chile.

Una de las empresas de mayor renombre en este campo es la Consultora previsional Alfredo Cruz y Cía, quienes han visto varias reformas y consideran que para incrementar las pensiones autofinanciadas resulta clave aumentar el porcentaje de cotización obligatoria. “Esta medida es políticamente desfavorable de aplicar, por eso se venía postergando hace años, pero es una de las acciones que más incidirá en las futuras pensiones, sobre todo con las actuales expectativas de sobrevida”, explican los asesores.

Algunas voces críticas

Mejorar las pensiones de la población más vulnerable del país es, hoy, una de las medidas más necesarias, pero el problema es cómo se va a costear.

Para el autor del libro “Pensiones a la chilena”, Andrés Solimano, el problema es que si se financia con recursos del IVA lo van a tener que pagar comparativamente las personas con menores ingresos.

Con él coincide el economista y fundador del Centro de Estudios Nacionales de Desarrollo Alternativo (CENDA), Manuel Riesco, quien señaló que aumentar los aportes solidarios no es el camino, ya que estas se van a financiar con endeudamiento.

También critica el proyecto de ley de gradualidad, que propone subir el ahorro obligatorio del 10 al 14% de la cotización de los trabajadores independientes, ya que, para ellos, las cotizaciones subirán un 17 o 18 % debido a que hoy no se les descuenta nada.

La solución propuesta para Solimano es aumentar la autonomía de la Superintendencia de Pensiones, abrir la competencia para que los nuevos sectores cubran el total del 14 % de cotización, recuperar el monto similar de cotizaciones que actualmente se “ahorra” en los mercados financieros y poner un impuesto específico a las utilidades de las AFP.

Mirando al futuro

Muchos han sido los intentos de los diferentes gobiernos por mejorar el sistema actual de pensiones y aumentar los montos de los actuales jubilados, pero lo cierto es que ahora no se puede juzgar objetivamente ninguna reforma, ya que cualquier medida que se implemente no va a empezar a dar frutos hasta dentro de muchos años. Lo único que debemos tener en cuenta es aprender de las decisiones del pasado.

Por ejemplo, desde la Consultora Alfredo Cruz y Cía explican cómo el Ahorro Previsional Voluntario Compartido (APVC) ya se intentó durante la reforma de 2008, pero no obtuvo el impacto esperado por la rigidez de estos programas y las nulas opciones de ser utilizado como incentivos al desempeño laboral o antigüedad.

También hablan de cómo los incentivos a las personas para postergar su edad de jubilación se contradicen con el espíritu y objetivos que busca la reforma, ya que, al retirar parte de esos fondos previamente, lógicamente la pensión va a ser más baja.

Para la consultora, este punto fue considerado por temas políticos, sobre todo por las demandas sociales que exigían el retiro de fondos previsionales, tal y como se implementó en el sistema previsional peruano.

Lo cierto es que las jubilaciones en casi todo el mundo están en crisis, sobre todo por el progresivo envejecimiento de las sociedades más desarrolladas. Sin embargo, todavía hay países que disponen de mejores pensiones, de las que debemos aprender, como Dinamarca, donde solo aquellas personas con insuficiente pensión privada ven complementada la pública básica.

Comments

comments

Vea también

Por qué no ahorrar bajo el colchón

Para los mayores de 30, seguro más de alguna vez soñaron con zambullirse en una ...