miércoles , noviembre 14 2018
Inicio / Inversiones y Patrimonio / ¿Cómo puedo protegerme del tipo de cambio?

¿Cómo puedo protegerme del tipo de cambio?

Mucho se está hablando estas últimas semanas de la subida del precio del dólar, la inestabilidad del tipo de cambio y cómo podría afectar esto a nuestra economía, pero… ¿A qué se refieren exactamente con estas afirmaciones? ¿De qué modo nos afecta la volatilidad del dólar? 

Primero, debemos definir que el tipo de cambio (TC) es el cruce entre dos monedas, en este caso del peso chileno contra el dólar norteamericano. Por lo tanto, su valor dependerá de la fortaleza de nuestra economía con la estadounidense.

Concretamente el tipo de cambio afecta a los bienes transables, es decir, aquellos bienes que se consumen dentro de la economía que los produce, y se pueden exportar e importar libremente por los bajos costos de transporte y aranceles como libros, maquinaría, etc.

La importancia de los seguros

 La actual guerra comercial derivada de los anuncios y aranceles anunciados por el Gobierno estadounidense ha afectado especialmente a los commodities, en nuestro caso el cobre que continúa su tendencia bajista.

En este contexto de “incertidumbre” han empezado a proliferar la contratación de seguros, conocidos como “derivados”, que cubren los riesgos y fluctuaciones económicas futuras.

El economista de la Universidad de Chile, Alejandro Alarcón, destacó la importancia de seguir desarrollando estos instrumentos, por ejemplo, a través de mecanismos como la cámara de compensación de derivados (ComDer).

Además, agregó que, aunque el Gobierno no debería tener un papel relevante en esta área, sí debería incentivar cambios para que los derivados sean más “amigables” y así evitar los negocios especulativos. 

El Presidente de la Asociación de Exportadores e Importadores (Asexma), Roberto Fantuzzi, manifestó la importancia de estas herramientas, pero criticó que muchas Pymes no pueden contratarlas por falta de liquidez, mientras que para las grandes empresas se ha convertido en un servicio casi “impositivo” por la actual inseguridad.

“En Chile el dólar se ha puesto un poco volátil y esto ha generado temor. Y es que, si se torna muy cambiante, el riesgo se vuelve alto y ahí comienza a ser necesario contratar seguros”, advirtió el empresario.

Los principales instrumentos derivados 

Para protegerse del riesgo, la lógica de los exportadores es vender a futuro si creen que el tipo de cambio va a caer (ya que reciben dólares por los productos que venden) y para los importadores comprar dólares para así pagar los productos que importan, por eso su preocupación es que el tipo de cambio no aumente para que no baje su margen de utilidad.

El principal instrumento derivado es el denominado “forward”, caracterizado por fijar un precio de compra o venta a futuro de un activo (dólares), pero con una compensación de ambas partes en una determinada fecha y es usado por los inversionistas, tanto de forma especulativa como de cobertura ante la exposición en una determinada moneda.

Sin embargo, debemos hablar también de otro tipo de derivado que, si bien no es tan extendido, tiene amplias perspectivas de futuro, son las “opciones financieras”.

Éstas permiten fijar el precio del activo (dólar) pagando una prima por la cobertura, pero minimizando el riesgo para el exportador o importador a niveles muy bajos. La principal diferencia del forward es que otorgan el derecho a utilizarla y no la obligación.

El Analista de Inversiones del BCI, Alexis Osses, afirmó que, pese a la creencia general de que estos instrumentos son más especulativos, en un futuro muy cercano las opciones van a ser el mejor instrumento de cobertura para empresas.

Precisamente, Osses explica que “en el BCI hace algunos años que proporcionamos este servicios para empresas, pero en la corredora de bolsa hemos abierto las “opciones financieras” para inversionistas que quieran cubrir flujos en sus empresas (pymes) y también para inversionistas que quieran especular en el tipo de cambio con perdidas limitadas” afirma.

Perspectivas de futuro y tipo de cambio 

Para comparar las expectativas futuras del tipo de cambio, la regla más sencilla es contrastar la fortaleza relativa de la economía norteamericana contra la del país de origen.

Esto se debe a que, financieramente, el valor del dólar tiene una relación directa entre las tasas de interés norteamericanas y las del país local.

Las estimaciones del tipo de cambio 2018 para el BCI es, aproximadamente, en $620 (aunque algunos creen que podría llegar a $605, a finales de año, si se consigue eliminar la aversión por el riesgo en los mercados de los últimos meses).

Para el experto de esta entidad una caída por debajo de los $630 apoyaría un escenario bajista, mientras que una subida hasta los $656 podría estar apoyada por un aumento en las tensiones geopolíticas, o un sell-off en mercados financieros.

Por su parte, el analista senior de Alfredo Cruz y Cia, Arturo Curtze, puntualizó que el actual crecimiento estadounidense es sostenido por la reforma tributaria, el aumento del gasto fiscal y una mayor desregulación financiera, pero que esto es transitorio.

“Aunque el tipo de cambio podría alcanzar un máximo de $680 en los siguientes meses, se espera que en un periodo de 12-24 meses (salvo que ocurra una crisis financiera o geopolítica) el valor del dólar caiga nuevamente”.

La realidad es que, a pesar de las estimaciones, nunca se puede prever con exactitud las subidas y bajadas de los tipos de cambio o las acciones de agentes externos que puedan influir en el precio del dólar, más en la actual “Era Trump”. Por eso, cada vez más, se torna indispensable contar con herramientas e instrumentos financieros que ayuden a mitigar el riesgo, riesgo que podría repercutir directamente sobre las exportaciones y la economía nacional.

Comments

comments

Vea también

Reforma Tributaria: claves para entender el anuncio del gobierno

El 21 de agosto, el Presidente Sebastián Piñera hizo una serie de anuncios respecto a ...