viernes , agosto 5 2022

El mito detrás de la Renta Fija en Inversiones

Qué sucede con este término «Renta Fija»,  que algunas veces nos hace confundir al momento de tomar decisiones cuando queremos realizar una inversión. ¿Cómo opera, realmente puede perder su valor, es realmente fija? Para despejar algunas dudas, dos expertos conversaron con Revista Valora y nos aclaran el panorama en distintas situaciones.

Si queremos invertir en un fondo con renta fija, debemos saber que su funcionamiento es similar al de un fondo mutuo, según nos aclara el Analista Senior de Inversiones de la Consultora Previsional, Financiera y Tributaria, Alfredo Cruz y Cía, Arturo Curtze, “Salvo que la mayoría de los fondos de inversiones no son rescatables. La liquidez de sus cuotas dependerá de si se transan o no en alguna bolsa de valores”.

A su vez, Daniel Orellana, Subgerente de Inversiones de Zurich Administradora General de Fondos, detalla que un “Fondo de Renta Fija funciona con los aportes de diferentes partícipes. Estos recursos son invertidos en instrumentos de deuda (mal llamada renta fija porque se puede perder capital) que poseen diferentes plazos, tasas de interés y riesgos, generando una diversificación y otorgando los intereses que pagan estos instrumentos. Así, un fondo de inversión de renta fija recibirá los pagos de los cupones de los bonos que lo componen y al vencimiento de estos”.

Ahora bien, mucho se habla de que la renta fija no es tal en los distintos tipos de inversión, que existen algunos mitos en torno a ella.

Para nuestro consultor Arturo Curtze no ve tal mito, salvo que, “para poder rentabilizar la inversión, las tasas de interés tienen que caer y no subir. Esto se debe a que tanto los fondos de inversión como los fondos mutuos, valorizan sus inversiones a precio o TIR de mercado, luego cuando las tasas de interés caen, el valor presente de los flujos futuros (en ese caso los cupones) aumenta producto de una menor tasa de descuento”.

Ante los panoramas positivos o negativos que puedan existir al momento de invertir, ambos expertos coinciden que las personas con baja tolerancia al riesgo y las que están cercanas a jubilarse, son las que invierten en estos tipos de instrumentos.

En este caso los fondos de renta fija “Vienen a complementar la parrilla de productos financieros que están disponibles en el mercado, siendo atractivos para quienes estén cerca de pensionarse y para aquellas personas que son adversas el riesgo o volatilidad”, indica Curtze.

Para este último punto, Daniel Orellana recalca que “Puesto que de no mediar un «default» o impago por parte de algún bono que componga la cartera, el inversionista recibirá retornos positivos en términos nominales producto de los intereses percibidos. De este modo, la selección de los instrumentos debe estar sustentada en una evaluación del riesgo de crédito de los emisores. Además, el inversor debe permanecer el tiempo sugerido por los administradores del fondo y así, evitar salir anticipadamente”.

Renta fija: en qué invertir

La real disyuntiva para quien quiera invertir en base a renta fija es si conviene hacerlo en bonos, fondos u otro tipo de instrumento. Pero, ahora bien, ¿cómo afecta su rentabilidad?, ¿se puede rentabilizar de manera positiva siempre en este tipo de inversión?

A juicio de Curtze, la recomendación para invertir en fondos de renta fija pasa por las expectativas que se tengan con respecto de las tasas de interés. “Cuando la economía se está desacelerando, las tasas de interés (largas) caen y producto de ello la renta fija es un buen refugio, más si consideramos que si baja la actividad económica, lo más probable es que también lo haga el valor de las acciones, ya que dependen de la generación de utilidades esperadas”.

La recomendación es ahorrar invirtiendo en activos financieros, siempre asesorados por expertos al momento de elegir en cuál instrumento.

También dependerá de la tolerancia al riesgo de cada interesado. Según Orellana, “Si retomamos la importancia de la renta fija, se puede rentabilizar positivamente estas inversiones, si y sólo si, el inversionista se mantiene dentro del fondo hasta su vencimiento o hasta el plazo sugerido por el asesor. Si se rescatan antes los recursos, podemos perder parte del capital. Otro factor clave es que el emisor de algún instrumento no quiebre o caiga en cesación de pagos, situación en la que también el inversor perdería capital”.

Comments

comments

Vea también

El impacto económico del borrador de la nueva Constitución

El pasado 16 de mayo del 2022, justo un año después de resultar elegidos, la …